Enfermedades del Amianto | Patologías y Síntomas

Peligro-asbestos-amianto

Según la Organización Mundial de la Salud en los próximos 40 años morirán alrededor de 107.000 personas que hayan trabajado en el sector del asbesto debido a su constante exposición sin protección. ¿Quieres saber qué enfermedades puede generarte? ¿Qué daño puede provocar el amianto en tu salud?

Te lo explicamos a continuación.

¿Quién puede padecer una enfermedad por asbestos?

Esta relacionada con el grado de exposición al asbesto.

Este problema suele tenerlo personas que han estado manipulando amianto en su jornada laboral sin ningún tipo de protección, como pueden ser las fábricas de uralita en el pasado, aunque en la actualidad los equipos que trabajan en la retirada de amianto también pueden padecerla si no siguen los protocolos de seguridad.

También parece haber demostraciones que las personas que viven en el hogar de aquellos que trabajan con este material, también pueden padecer patologías relacionada con la uralita, ya que estos mismos trabajadores que han estado expuestos a este mineral cancerígeno y transportan las partículas en la ropa.

Tendríamos que mencionar a aquellas personas que viven cerca de fábricas de uralita o en minas donde se extrae dicho material.

Por último, podriamos mencionar a las personas que tragan amianto. Esto ocurre normalmente cuando el agua que consumen pasa por algún tipo de depósito de agua o tubería de amianto. En muy raras ocasiones, también está la situación en que una persona tose a otra la cual traga la saliva que contiene asbestos.

Destacar, que hay ciertos estudios que demuestran que las partículas de asbestos se encuentran en el aire y acumuladas en ciertas zonas urbanas, debido a que los edificios construidos antes del 2002 pueden contener uralita, lo que hace que las partículas de fibra de amianto se estén separando de dicho elemento con el que fue construido (Bajantes, depósitos…) al haber finalizado su vida útil o al manipularse.

Algunos ejemplos son los colegios que contienen asbesto o los metros y trenes de grandes ciudades.

Por lo que aclarar, que mientras el material que contiene asbesto no se encuentre en descomposición, es extraño que las fibras se libreren en el aire y no exista ningún tipo de riesgo ni peligro al respecto.

Para más información, te recomendamos que leas el artículo: Respirar amianto una vez.

¿Qué trabajos son los más expuestos a las fibras de amianto?

  • Personas dedicadas a la demolición de construcciones.

  • Aquelos que trabajan en el desmatelamiento de maquinaria donde exista asbestos en los materiales que lo componen.

  • Aquellos que realizan el proceso de desamiantado.

  • Trabajos de mantenimiento y reparación en elementos que tengan riesgo fibras de amianto, como barcos, trenes, vehículos o estructuras.

  • Trabajadores que transportan este residuo.

  • Los vertederos o lugares dónde se almacena o transforma el asbestos.

  • Al fin y al cabo, todo trabajo que implique la manipulación de uralita en su jornada laboral o esté expuesta a la liberación de fibras de asbesto.

¿Qué enfermedades causa el Asbestos?

Asbestosis

microfibras-asbestos

La asbestosis es una enfermedad pulmonar grave causada principalmente por la exposición prologanda al amianto y la inhalación de asbestos en situaciones prologandas. Esta patología pulmonar es de evolución lenta, crónica y progresiva.

La asbestosis está provocada porque las fibras de amianto penetran en los pulmones y estos no pueden asimilarlo a través de los alvéolos pulmonares, causando un daño gradual a lo largo del tiempo así como haciendo que estos se vuelvan rígidos dificultando la respiración, llegando a una fibrosis pulmonar y por tanto, dañando el aparato respiratorio causando diversas cicatrices en el interior del cuerpo.

Esto da como resultado, que el tejido pulmonar le cuesta tanto contraerse como expandirse cómo lo haria de manera habitual.

La asbestosis también se puede llamar fibrosis pulmonar, la cual se define como un daño en el tejido pulmonar.

Esta enfermedad está causada solamente por la exposición al asbestos y dichos efectos suelen multiplicarse a personas fumadoras. Esta es la patología pulmonar más común proveniente del asbestos (De ahí su nombre).

¿Cuándo aparecen los síntomaS del asbestosis?

Los síntomas de la asbestosis pueden ser de carácter leve a grave y, en general, no se presentan sino hasta muchos años después de contacto continuo, siendo este un mínimo de 10 años, pero se requiere de unos años de exposición para padecerla.

¿Cuáles son los síntomas de la asbestosis?

Los síntomas de la asbestosis más habituales suelen ser:

  • Tos seca y regular.

  • Tener dedos en palillo de tambor (Punta de los dedos en forma de garrote como si estuvieran hinchadas), ya sea de las manos o los pies.

  • Sensación de dolor u opresión en el pecho o el hombro.

  • Respiración anormal.

  • Dificultad para respirar.

  • Sensación de fatiga extrema.

Mesotelioma

El mesotelioma es una agravación de la asbestosis, el cual se define como un tipo de cáncer que se produce en la capa delgada del tejido que recubre la gran mayoría de los órganos internos.

Esta enfermedad tiene unos altos ratios de mortalidad y se ha demostrado que la exposición al amianto es uno de los causantes principales.

Puede existir de dos tipos: El mesotelioma pleural (En el pecho) o mesotelioma peritoneal (Abdomen).

El mesotelioma pleural comienza en el tejido pulmonar o pleura, lo cual puede llegar a extenderse hasta el llamado pericardio, que es un tejido que recubre el corazón que está cerca de la pleura.

En cambio, el mesotelioma peritoneal ocurre en la barriga u abdomen al sufrir daños los tejidos que recubren los organos ubicados en esa área.

Normalmente lo sufre más el hombre que la mujer, ya que los trabajos suelen estar directamente relacionado con la exposición del amianto.

Mesotelioma Maligno

En raras ocasiones, puede desarrollarse un tipo de mesotelioma no cancer (benigno) en el revestimiento de los pulmones o en el de los órganos reproductores.

Síntomas del Mesotelioma

El mesotelioma en sus primeras fases no suele tener ningún tener de síntoma.

El problema aparece cuando el cáncer comienz a expandirse y presiona algún nervio u órgano del cuerpo.

Entre los síntomas del mesotelioma pleural están:

  • Dificultad al respirar.

  • Voz ronca o sonido al roncar.

  • Cierta dificultad al tragar.

  • Dolor en el pecho.

  • Sensación de fatiga constante.

  • Alta sudoración y altas temperaturas.

  • Tos seca y persistente.

  • Pérdida del apetito.

  • Dificultad al tragar.

  • Pérdida de peso.

  • Algunas personas padecen cambios en la forma de los dedos y uñas, conociéndose como «Dedos en palillo de tambor».

Entre los síntomas del mesotelioma peritoneal están:

  • Dolor en la barriga u abdomen.

  • Pérdida de peso.

  • Falta de apetito.

  • Sensación de tener malestar u enfermo.

  • Diarrea o estreñimiento.

Esperanza de vida del mesotelioma

El grado de supervivencia depende de diferentes factores, por lo que no existe ninguna cifra exacta porque cada caso es distinto.

Un médico puede calcular su pronóstico, el problema es que al ser un cáncer menos estudiado es más díficil indicar la tasa de supervivencia.

Más o menos los estudios indican que:

Estadio 1 – El 60% sobrevive al cáncer durante más de 1 año después del diagnóstico.

Estadio 2 – El 60% sobrevive al cáncer durante más de 1 año después del diagnóstico.

Estadio 3 – El 50% sobrevive al cáncer durante más de 1 año después del diagnóstico.

Estadio 4 – El 30% sobrevive al cáncer durante más de 1 año después del diagnóstico.

Se estima que las personas con algun tipo de mesiotelioma tienen una supervivencia entre 1 a 5 años, pero perfectamente puede sobrevivir más de 5 años.

 Cáncer de pulmón por Amianto

Es una enfermedad que se relaciona poco con el amianto, de hecho, en los casos judiciales o incluso en el diagnóstico de un médico, este tipo de cáncer de pulmón o cáncer de pleura se achaca al tabaco si la persona es fumadora.

Se considera como la segunda enfermedad más famosa por asbestos. El cáncer de pleura es de carácter grave, crónica y mortal. Es la causante de la mayoría de las muertes por exposición al amianto y se estima que eñ amianto causa hasta seis veces más casos de cáncer de pulmón que el mesotielioma.

Para víncular el cáncer de pulmón con el amianto, habría que analizar el periodo de latencia desde la primera exposición al asbesto, y comprobar si hay algún cúmulo de fibras de amianto en los púlmones.

Existen dos tipos de cáncer de pulmón: De células pequeñas y de células no pequeñas o grandes.

Se introdujo en el Cuadro de Enfermedades Profesionales en 1978 y aparece en personas con síntomas de asbestosis o placas pleurales, aunque en algunas situaciones ha llegado a surgir sin ningún tipo de patología previa.

Según una investigación internacional publicada en el año 2020, no existe ninguna sustancia aparte del amianto que esté relacionado con el cáncer de pulmín, situándose alrededor del 37,5% de todos los casos de cáncer de pulmón por razones laborales.

¿Cuándo aparece el cáncer de pulmón por amianto?

Esta enfermedad puede llegar a aparecer entre 15-40 años después de la exposición al asbestos.

¿Cuáles son los síntomas del cáncer de pulmón por amianto?

Los síntomas de un cáncer de pulmón se incluyen:

  • Dificultad para respirar.

  • Molestias o dolor en el pecho.

  • Tos con sangre y persistente.

  • Cierta ronquera y sibilancias (Sonido silbante que ocurren cuando pasa el aire por los púlmones).

  • Fatiga o pérdida del apetito.

  • Hinchazón de la cara o cuello.

  • Algún tipo de infección respiratoria crónica.

Diferencias entre cáncer de pulmón y mesotelioma

El cáncer de pulmón causado por el amianto es diferente del mesotelioma pleural, un cáncer relacionado con el amianto que se desarrolla en el revestimiento de los pulmones en lugar de en el interior del pulmón. Ambas enfermedades tardan décadas en desarrollarse, pero sólo meses en propagarse o hacer metástasis.

El mesotelioma pleural y el cáncer de pulmón por amianto presentan procedimientos de diagnóstico y síntomas similares, pero se distingue en sus características físicas y en las técnicas del tratamiento.

La exposición al amianto es la única causa conocida de mesotelioma, mientras que el tabaquismo es, con mucho, la principal causa de cáncer de pulmón.

Cáncer de laringe

Fue una enfermedad que a sus inicios no se encontró ningún vínculo con el amianto.

Gracias al Tribunal Supremo, quienes a través de diversos juicios y por posibles jurisprudencias, se determinó que la principal razón por la que es causada esta enfermedad era exposición al asbesto.

Por otro lado, la Unión Europea recomendó su inclusión en el Cuadro de Enfermedades Profesionales a finales del año 2015.

 

Síntomas del cáncer de laringe

  • Respiración anormal.

  • Sensación de dificultar a tragar en la garganta.

  • Tos seca y constante.

  • Ronquera al dormir o en la voz.

  • Dolor de oído o cuello.

Otras enfermedades relacionadas con el asbesto

Existe también un claro vínculo del cáncer de ovarios, aunque está aún en debate. Se cree que es porque las fibras de asbesto se introducen en los ovarios, pero no está completamente claro.

Se está estudiando la relación con la faringe, estómago, colón y recto, ya que todos estos órganos están en el recorrido hasta llegar a los púlmones.

Cómo en el punto anterior, no hay demostraciones claras y evidente al respecto.

¿Cómo se cura una enfermedad por amianto?

No existe ninguna cura para las enfermedades relacionadas con el asbesto. El daño generado en el organismo no es reversible.

Existen ciertos hábitos que pueden ayudar a reducir los efectos de la enfermedad como pueden ser:

  • Dejar de fumar: Esto reduce enormemente el riesgo de cáncer de pulmón.

  • Uso de inhalador: Para facilitar la respiración si los síntomas son de carácter leve.

  • Ejercicios pulmonares: Hábitos que te permitan mejorar el rendimiento del organismo.

  • Oxigenoterapia: Inhalación de aire rico en oxígeno desde algún dispositivo para ayudar a la disnea.

Fuentes

https://www.cancerresearchuk.org/